10 tips para un cutis perfecto

1.Tanto de día como por la noche, hay siempre y en todo momento que continuar 2 pasos básicos y claves para sostener la piel sana y joven: una limpieza con leche o bien espuma de limpieza para suprimir las impurezas amontonadas en la piel, y después alimentar y también hidratar con alguna crema o bien gel.

dos. Por la mañana usá cremas ligeras, geles o bien sueros con vitaminas C, antioxidantes y asimismo cremas con matrixil, ácido hialurónico, que mejoran mucho las arrugas cerca de los ojos esencialmente.

tres. Colocate pantalla solar por las mañanas. Recordá que si se está al aire libre, siempre y en toda circunstancia, incluso en los días de frío o bien anubarrados, se debe utilizar filtro solar.

cuatro. A la noche, se recomiendan los ácidos como el retinoico, glicólico y láctico, entre otros muchos.

cinco. Es bueno utilizar cremas reparadoras singulares para labios. Pueden contener cera de abejas, vitamina liposoluble E y A, retinol; aparte de recobrar y suavizar arruguitas tienen un leve efecto volumizador.

seis. Utilizá contorno de ojos de cremosidad ligera que traigan colágeno para alimentar la piel y darle elasticidad. Como asimismo vitamina liposoluble K para progresar la circulación; substancias despigmentantes como el acido Kojico, vitamina C como antioxidante, acido hialurónico para hidratar. Aplicalos con movimientos circulares para progresar la circulación de la sangre en la zona. Por la noche usá un contorno de ojos con retinol.

Image result for broncearse

siete. Es esencial continuar una dieta antioxidante que prevenga el envejecimiento prematuro de la piel, tomar mucha agua, hacer ejercicio y cuidarse del sol. Dietas con un alto contenido proteico, baja en grasas y rica en hojas verdes que tienen muchas vitaminas y hierro.

ocho. Hacete una limpieza profunda una vez al mes para exfoliar y extraer comedones o bien quistes, y una hidratación que se intercala con una máscara revitalizante. Conforme las necesidades de cada piel, las máscaras más recomendadas son las de oro, cobre y colágeno.

nueve. Aprovechá el invierno para recurrir a todos y cada uno de los tratamientos que renuevan la superficie de la piel: el láser; el pulimentado con punta de diamantes y peelings, en especial los más fuertes (con ácido tricloroacético en altas concentraciones, ácido glicólico, retinol y ácido mandélico). Es el instante para sacar manchas; tratar hiperpigmentaciones y el fotoenvejecimiento.

diez. Desde los treinta, pensá en algún tratamiento de radiofrecuencia como prevención de flacidez.

Aconsejó doctora Velia Lemel de Clinica Lemel